• Alberto E. P.

Cómo desplazarse por Ciudad de México de forma rápida y segura

Desplazarse por la capital de México en transporte público o privado puede no ser fácil ni sencillo, y algunos medios de transporte no son muy seguros para los turistas. En este post te damos algunos consejos para minimizar los riesgos y que tus desplazamientos urbanos sean seguros, rápidos y económicos.


soumaya museum mexico city
Museo Soumaya. Ciudad de México | Ⓒ VIAJESCONMOCHILA.COM

Moverse por una ciudad de 22 millones de habitantes no es cosa sencilla, Las distancias son largas y visitar algunos lugares concretos requiere que dediquemos un buen rato de nuestro tiempo en llegar a nuestro destino. No obstante el transporte urbano funciona de manera eficiente, aunque existen algunas consideraciones a tener en cuenta para todos los turistas que visitan la capital de México.


Se pueden leer y escuchar muchas historias que hablan sobre secuestros en taxis, robos en el metro, etc. Muchas de ellas son ciertas, por lo que en nuestra opinión no hay necesidad de arriesgarse innecesariamente a comprobar si son reales esas historias o no. Para evitar sustos y desgracias y para tener un viaje plácido y agradable, si vais a viajar por todo México deberíais consultar nuestras Recomendaciones de seguridad para viajar a México por libre, realizadas según nuestra experiencia en el viaje por libre a México en 30 días. Itinerarios y guías de viaje, o en Ciudad de México en 7 días: Qué ver y cómo organizar tu viaje por libre.


Es por ello que vamos a recomendar algunos buenos consejos para moveros por Ciudad de México de forma rápida y segura según nuestra experiencia en la capital azteca:


- Evita usar el autobús público urbano. Los reconocerás fácilmente: son autobuses muy viejos y ruidosos, siempre llenos de gente hasta los topes, y que se mueven por todas las partes de la ciudad emitiendo un denso humo negro. Nunca tomes ninguno, no son para turistas, y pueden resultar bastante peligrosos.


- Evita parar taxis por la calle. En México hay taxis que en realidad son taxis falsos que funcionan sin licencia. Para los turistas es imposible saber o no cuál es cuál. Nuestra recomendación es que nunca paréis un taxi por la calle al estilo europeo, si necesitáis coger un coche privado usad Uber o Didi.


- Usa apps y taxis privados con Uber o Didi. Nosotros usamos ambas plataformas asiduamente. Los taxis y los viajes están rastreados por la aplicación, por lo que si en un remoto e hipotético caso sucediese algo (lo cual es altamente improbable), estaríais localizados en todo momento. Para que el turista no se sienta intimidado, no suelen hablar con los usuarios en todo el viaje. Funcionan muy bien, hay muchos taxis que dan servicio a ambas apps y son rápidos y fiables. En desplazamientos largos los usamos siempre y están bien de precio. Como es habitual en estas apps, sabes el importe por adelantado y nunca pagas al taxista.


- Coge el metro seguro pero con cautela. Pese a todas las leyendas urbanas, nuestros amigos mexicanos nos dijeron que no era peligroso y nosotros sí que lo usamos para desplazarnos a distancias medias sin tener ningún problema. Precauciones las de siempre: la mochila por delante, cartera y móvil no visibles, etc. Funciona bien, es barato y se desplaza rápido. Eso sí, lo cogimos siempre de día y evitamos usarlo de noche, y menos a última hora del día.


- Si te sientes más cómodo, usa el bus turístico. Existen varias compañías que ofertan autobuses turísticos con salida desde la Plaza del Zócalo (paradas de autobús en el lateral izquierdo de la Catedral). Se puede pagar por día de uso o sacarse un abono para varios. Nosotros lo cogimos el primer día hasta enterarnos bien cómo iba la ciudad. Son autobuses de ruta que sólo usan turistas y que te dejan en diversas paradas a lo largo de la ciudad, todas ellas en monumentos y lugares de interés turístico. Son algo caros pero muy fiables y seguros. Opción idónea si no estáis cómodos con ninguna de las opciones anteriores.


Todas estas son las opciones de transporte que nosotros encontramos en nuestro viaje por Ciudad de México, pero como siempre decimos, lo mejor para conocer una ciudad siempre es caminar, andar y pasear. En el caso de CDMX siempre con cuidado, sin entrar en barrios peligrosos y evitando pasear de madrugada por la calle. Pero nosotros andamos, y andamos mucho, hasta que nos dolieron los pies, y además sin contaminar y ahorrando al máximo!


Si tenéis alguna duda al respecto o si queréis comentar con nosotros vuestras impresiones del vuestro viaje a CDMX, estaremos encantados de leerlas en los comentarios! Saludos mochileros!!

72-722799_instagram-button-follow-us-on-instagram-logo-png.png